lunes, 30 de junio de 2014

Dedales de Colección.

Hace unos días se entregaron los Dedales de Oro que premian la excelencia en el campo de la moda. En su quinta edición premiaron a profesionales del sector, desde modelos hasta bloggers, pasando por fotógrafos, industriales, publicaciones en papel y webs.

Desconozco la lista de galardonados porque la organización no se ha dignado a contestar a ninguno de mis mails ni a ninguno de mis mensajes de FB porque entre otras cosas ni siquiera los han leído.

En otras ediciones, los Dedales de Oro premiaron a gente tan dispar como Elena Furiase o Ivonne Reyes. Desconozco en qué campo de la moda han despuntando la nieta de Lola Flores y la actriz, pero lo que está claro, y esto es un dato objetivo, es que fueron a recoger el galardón y a cenar.

Me cuentan mis insiders, que son muchos, a veces creo que demasiados, que para recibir el preciado galardón antes debías confirmar asistencia y hacer un ingreso por la cena de 190 euros por persona. Me cuentan también que si no acudías a la cena o no hacías el ingreso en la cuenta corriente de quien organizaba el evento, que este año fue en el Hotel Ritz, te olvidaras de recibir el dedal dorado.

Yo nunca he ido a ninguna entrega de premios de nada (y con esta lengua creo que nunca me invitarán a nada) pero me resulta extraño que le cobren la cena a los premiados, incluso me resulta muy raro que se la cobren a los invitados. No creo yo que en los Premios Telva o en los de la revista Marie Claire, los premiados tengan que pagar a escote la cena por muy frugal y minimalista que sea y me cuesta creer que Beatriz de Orleans haya sacado ni un duro de la limosnera.


Entre mis insiders hay varios profesionales de la moda de diferentes campos y todos me han contado por separado lo mismo. También me han contado que por ejemplo, una familia que posee una empresa de moda, acudió como premiada, una familia de mas de cinco personas, y que abonaron una bonita cantidad ya que al ser una pequeña empresa artesanal les hacía ilusión ir todos a recoger el galardón.

La lista de los premiados no la tengo porque ya os digo que me ha sido imposible conseguirla y no aparece por ningún sitio, pero se antoja interminable. Yo he calculado mas o menos cien premiados que si les sumas a los acompañantes hace un buen número de comensales. Si a este número multiplicas por 190 euros por persona, la verdad es que sale un cifra mas que jugosa. A falta de patrocinadores que paguen los gastos de la gala es mas que lógico que la paguen quien la disfruta.

Si la lista de los invitados es interminable la de los que rechazaron el premio es aún mayor, mas de seis diseñadores (confirmados por mi) declinaron la invitación después de que les llegara un mail advirtiéndoles que si no ingresaban la pasta no obtendrían el premio, famosas modelos del país también rechazaron el premio y un par de webs dedicadas a información del sector también.

Luego está la confusión que crea llamar a los premios Dedales de Oro, que pueden confundirse con el prestigioso Dedal de Oro o La Aguja de Oro, que era aquel premio de moda que entregaba Maria Rosa Salvador y que trajo a España a Valentino a Gianni Versace o a Oscar de la Renta.

Me hace mucha gracia que nadie haya publicado nada al respecto. El otro día Twitter ardía con el tema y hay muchos profesionales del sector bastante quemados al respecto, a juzgar por las parrafadas que sueltan por las RRSS, pero es muy llamativo que nadie se atreva a hablar de este asunto abiertamente. Imagino que sea para no buscarse enemigos que chafen futuras colaboraciones, amistades o simplemente por no meterse en líos que bastante tenemos todos con sobrevivir.

 Igual alguna revista semanal debería haberse hecho eco de la noticia en vez de ser tan políticamente correcta. La prensa ha olvidado que el público reclama verdad y honestidad, igual conseguirían vender mas ejemplares e igual no terminarían cerrando. El público quiere noticias que no sean vintage, información en tiempo real, que parece que nos enteramos que la hija del rey es una choriza  y que su padre tiene una amante recauchutada a toro pasao, cuando lo valiente es publicarlo cuando el árbol está en pie no cuando está caído. En mi opinión, los que informan deberían hacer eso, informar sobre estas cosas, contar la verdad, con datos objetivos y contar cómo algunos se aprovechan de otros impunemente.

Todo esto no hace mas que subrayar las ganas que tiene la gente de notoriedad, de fama y popularidad cuando el éxito se mide en este sector por sobrevivir y avanzar no por pagar ciento y pico euros por un dedal de no menos de cinco.

A día de hoy la actividad de la página de FB de los premios sigue con cuatro fotos de los salones del Ritz y su decoración para fiesta y la página web donde se supone que deberían informar sobre los premiados, sigue sin actualizarse y eso que la gala fue el 13 de junio.

Ya sabéis, si el año que viene recibís algún premio informaros antes, aceptadlo. pero advertirles antes que llevareis un tupper con la cena de casa.

domingo, 22 de junio de 2014

Haters.

Tengo un comentarista en Trendencias que me odia a muerte, mejor, me ha dicho que es "el presidente de mi club de haters".Vive en Italia y trabaja profesionalmente en el mundo de la moda. Me lee con devoción y comenta lo que escribo en la web. Sus comentarios no contienen ni insultos, ni amenazas de muerte, ni nada. De hecho tiene mucho estilo escribiendo y es muy fino y elegante. Como diría mi madre "me late que es de allá"

A lo largo de estos siete años he recibido en el buzón de mi correo electrónico cientos de comentarios de todo tipo. He recibido alabanzas, proposiciones matrimoniales, amenazas de todo tipo, notas de prensa, invitaciones a eventos y gracias a mi foto de perfil, proposiciones muy deshonestas.

Nunca pensé cuando creé este blog que a nadie le interesara lo que escribía, porque siempre consideré que los profesionales del sector tenían bastante mas información sobre los temas que yo trataba. Yo sólo tengo memoria para recordar vestidos, marcas desaparecidas, modelos muertas antes de cumplir los treinta y un poco de cultura de moda. Y yo la cultura de moda la he adquirido gracias a libros, revistas o documentales.

Yo no informo, porque no vengo aquí a informar, no soy riguroso, entre otras cosas porque no me da la gana, y no doy esplendor porque entre otras cosas bastante tengo yo con intentar meter el culo en mis vaqueros preferidos, que he engordado y no me valen. Buscar información con mayúsculas sobre cualquier cosa en un blog, es absurdo y un despropósito, y exigirme a mi o a alguien que regente una web que tiene un nombre tan serio como "Con dos Macarons en cada bolsa" es entre otras cosas contradictorio.

Me dice mi hater de Trendencias por el chat de Facebook que busca en Trendencias información sobre nuevas aperturas, fichajes, dice que lee blogs para leer noticias sin "comentarios banales". También me ha dicho después que los bloggers somos "egocéntricos y que queremos escalar posiciones en el sector". Me ha dicho que la gente de su mundo está trabajando y que hay que respetarles. A la vez me ha dicho que Vogue España es de un nivel muy bajo...y yo me pregunto; ¿La gente de Vogue no trabaja y no forma parte del sector? Igual no, por lo tanto no merecen su respeto.

Es que mi odiador me ha cotilleado todo el muro del Facebook y le han llamado mucho la atención los "aplausos sosos" de mis amigos, me ha dicho que no les hiciera caso. Mi "odiador"" ha terminado nuestra conversación preguntándome si mi foto de perfil era yo de verdad, que le sonaba mi cara de haber sido amante de John Galliano. Le he respondido que si, que era yo. Ha prometido volver a escribirme si "sigo escribiendo así de mal".

martes, 17 de junio de 2014

¿En defensa de las EB´s?

Me ha contado una periodista especializada en moda que las marcas ya no creen en la publicidad convencional, que ahora sólo quieren insertar anuncios a través de esa nueva forma de publicidad que es que te recomiende un producto una cara amable, un rostro mas o menos conocido o una "estilosa" chica anónima que ha alcanzado la celebridad gracias a las redes sociales o a su blog.

Por una parte tenemos a las famosas a las que se les presuponen estilo por ser guapas. Las revistas de moda, muy equivocadamente, creen que por ejemplo Sara Carbonero, tiene un estilo definido a la hora de vestir que provoca que todo lo que lleve encima sea deseado por miles de compradoras. Todos recordamos aquel boom provocado por esta chica con aquellas pulseras de colores. Las revistas coronan a reinas del estilo a mujeres preciosas, son guapas, hipnóticas pero no tienen estilo y la mayoría de las veces ni clase.

Otro ejemplo es la diosa de las pasarelas, la top Eugenia Silva que ha pasado de desfilar en París y N.Y. y ser embajadora de Oscar de la Renta o Armani, a vender a través de su blog toda una sarta de productos que pueden llevarse puestos de diferentes maneras, desde bolsos hasta pendientes pasando por cremas, productos capilares y un largo etc. Eugenia Silva si tiene estilo, y es una mujer con una clase inigualable, pero su vida parece dedicada a la Teletienda virtual. Yo lo entiendo, de algo tiene que vivir, pero me resulta descarado e incluso ofensivo para la inteligencia de cualquiera, leer su blog o seguir sus twitts. Esta semana le he hecho un anfolou en Twitter y creo que aún no se ha repuesto del disgusto.

Mas abajo de estas dos bellezas, están las anónimas, que han convertido su afición por los trapos y los complementos en un rentable hobby. Sus "looks" diarios, sus "outfits" y en algunos casos sus escorzos posando para la cámara de su novio-marido-hermano, que eran en sus orígenes un hobby completamente inocente, han sucumbido también al nuevo marketing de las marcas que les envían productos regalados para que sean promocionados de una forma inocente a través de su bitácora.

En esta subcategoría del subgénero, ya hemos visto todos de todo. Desde promoción masiva de tiritas para que los zapatos no hagan herida, hasta pañales, mascarillas para el pelo, comida precocinada o ventas especiales de regalos donados por las marcas sin estrenar con la etiqueta puesta.


Las Egobloggers no famosas han sido víctimas de burlas por parte de todos, los periodistas serios se ríen de ellas y de sus fotos en las vías del tren, los bloggers que escriben se ríen de sus extrañas poses y de sus estilismos que harían palidecer en algunos casos a la propia Lady Gaga. A mi lo que mas me llama la atención es que alguien quiera copiar un estilismo de Eugenia Silva, o que pretenda emular a Sara Carbonero porque se ha comprado las mismas gafas de sol que saca ella en su blog.

Porque si resulta que eres la hija no nacida entre Maria Eugenia Yagüe y El Golum difícilmente puedas llegar a parecerte nunca a Eugenia Silva, a Sara Carbonero o a Gala González, aunque te pongas encima todos los productos que las tres anuncian en sus respectivos blogs. Aquí lo que hay no es moda, son trapos, y no se trata de la tan manida envidia, si no de codicia. Desear lo que otros tienen, que es algo mas viejo que el propio mundo, es en lo que se ha convertido la moda actual en nuestro país, y es curioso que la culpa de ello no es de estas chicas que se hacen fotos en las RRSS, si no de las consumidoras de todas las edades que copian o intentar emular a chicas guapísimas con la esperanza de parecerse un poco a ellas y sobre todo poseer lo que llevan puesto.

Esto es como si yo me empeño en que los calzoncillos de Beckham me queden como a él, que lo he intentado, pero no ha habido manera.

jueves, 5 de junio de 2014

PeNi.

En las antiguas coronas europeas, los reinantes casaban a sus hijos, siendo incluso niños, con otros miembros de la realeza de otros países. De esta forma se aseguraba la paz por varios años y los tratos comerciales eran mas fluidos. Casi sin nacer los delfines ya tenían apalabrados matrimonios de conveniencia. En la actualidad los príncipes se casan por amor y se equivocan o no como el resto de los mortales. En este siglo en el que las estrellas del celuloide y la música quieren ser personas normales hasta los hijos de la sangre azul quieren equipararse al vulgo.


La nueva generación de diseñadores españolas que han estudiado en exclusivas escuelas en el extranjero han vuelto a España tras acabar su formación y se han encontrado con la misma gente en el mismo lugar. La inamovible "industria de la moda" con las mismas caras, los mismos personajes que no acaban de despegar. Esta generación tiene dos opciones, abrir su taller de novia-madrina o terminar trabajando en la empresa de moda mas importante del país, Inditex.

Abrir un taller y vestir a la mamá de Maria del Carmen para el día de su boda, elegir tejidos, patrones,cortes para disimular la tripilla y doblegar a la susodicha para evitar encajar en el look  con ese "tocado" de plumas que hace la hija de mi amiga Pili, no es sencillo y requiere muchas horas de paciencia, tacto, grandes dotes de relaciones públicas y mucho Pilates.



Inditex debe acumular como dos o tres generaciones de diseñadores noveles que un día decidieron que era mas sencillo mudarse A Coruña a vivir que dejarse la piel y la vida intentando conseguir sacar adelante una marca. Lo bueno es ver a éstos fusilando estampados, patrones de sus compañeros de clase.Son jóvenes, tienen olfato para saber qué es lo que la calle reclama, y si con ellos no funciona hay otros tantos esperando en la puerta para entrar.

Hay una tercera vía para medrar en el fashioneo nacional que pasa directa o indirectamente por el internacional. Esta fórmula es la de los enlaces sentimentales. Enamorarse perdidamente de alguien mas talentoso que tú o mas rico o con mas proyección en el terreno laboral es mas viejo que el propio mundo. Hay gente que se enamora de otra por su físico o por su miembro viril o porque tiene  el pelo muy bonito, y hay gente a la que le pone muy cachonda el poder. Yo tengo una amiga que sólo se siente atraída por jueces del Tribunal Supremo...y del americano no del español. Son gustos, filias.

Cuando se juntan una estrella infantil de la blogosfera internacional y uno de los diseñadores internacionales mas influyentes de este siglo uno no puede dudar ni un sólo segundo de que eso que ven tus ojos através del teléfono en el Instagram es amor, amor puro, del de verdad. Amor que se vive en la intimidad que te otorgan tus dos millones de seguidores en las Redes Sociales. La exhibición no existe como tal a estas alturas del reinado.


Lo que si creo es que va a venir muy bien esta alianza para la maltrecha industria de la moda española. Imaginad esta próxima edición de MBFWM en el front row de Ifema  al Delfín, que habla inglés, francés, español y francés a la perfección, explicándole la colección al Rey coronado. Imaginadlos en el despacho de Cuca arreglándola la raya al medio, yendo a por las acreditaciones a la oficina de Nuria (y que ésta les diga que por motivos de espacio se les deniega) y sobre todo imaginad a toda la tropa corriendo detrás de la pareja con el diccionario de francés en una mano y un bolso de L.V. en la otra. A veces el séquito es mejor que el propio Rey.



Además creo que esta alianza va a ser muy buena para la primera industria de nuestro país; el turismo. Gracias a las herramientas de publicidad que son blogger, IG, Facebook o Twitter el mundo entero va a poder descubrir el placer que supone pasear por el Parque San Francisco y hacerte fotos con los salvajes pavos reales, el Teatro Campoamor, donde Doña Letizia entrega cada año los Premios Príncipe de Asturias, la Playona de Gijón, el veraneo en Ribadesella, la fabada, el cachopo, los bollos preñaos, bajar el río Sella en canoa... Una publicidad para el turismo impagable.





Lo que está claro es que las formas de actuar han cambiado gracias en parte a la globalización  y las estrategias para mantener la paz, la unidad y los enlaces comerciales han mutado de una forma radical  y ya no pasan por las grandes castas. Los reyes y las reinas han mutado en otro tipo de personajes menos Reales pero mas humanos y las alianzas ya no son sólo para beneficio de unos cuantos si no para el beneficio de todo un país y de su industria. Y como decía Crystal Connors; "There's always someone younger and hungrier coming down the stairs after you"

lunes, 2 de junio de 2014

Orgullo bloguero.Disponible en mi App.

Ya sabéis que yo soy muy de llevar la contraria por sistema o muy de opinar justo lo contrario que la masa. Y es que llevo mucho tiempo con ganas de reivindicar el bloguerismo. No os equivoquéis, no voy a defender aquí ni a Gala ni a ninguna de estas que se sacan "inocentes fotos" en diferentes poses con cinco o seis artículos puestos en sus cuerpos, la nueva Teletienda. A estas alturas la mayoría de la gente que sigue los egoblogs de famosas o de anónimas saben que se trata de un negocio en el que las marcas, ellas, y las revistas que los sustentan salen beneficiadas gracias a la publicidad que generan y gracias también a los inocentes enlaces que permiten comprar a través de la tienda online de la susodicha. Y el que no lo sabía ya lo sabe.

                 (Audrey con Richard Avedon, las plumas de ella disponibles en mi tienda online)


 Yo vengo aquí a defender el papel que los buenos bloggers han hecho a lo largo de estos ocho o nueve años en los que la "industria de la moda patria" ha vuelto la vista hacia estas personas que por afición, vicio, aburrimiento, paro u oscuros intereses, han meneado sobre todo a la prensa de moda nacional, mas centrada en no disgustar a los amigos que en informar desde la objetividad. Hace diez años era impensable leer una crónica de Cibeles sin una bolsa de papel al lado en la que poder vomitar. Hoy las crónicas de la "Cuarta Pasarela mas Importante del Mundo" son mas reales y hay disidencias en las opiniones gracias en parte a algunos bloggers que en su momento comenzaron a cubrir la semana de la moda madrileña. Cibeles sólo es un ejemplo y no estoy hablando de mi.

Siempre me ha llamado la atención el miedo, el terror y el pánico que algunos blogueros generan en algunos periodistas, reputados o no y sobre todo en agencias de comunicación. Llama mucho la atención los ataques casi histéricos que generan ciertas opiniones y ciertas personas sobre profesionales afianzados en "prensa seria" que llevan años en el sector, como si vieran peligrar sus puestos de trabajo o fueran a dejar de recibir muestras de perfumes gratis. Creo, que si eres un periodista de carrera, serio, profesional consagrado, si llevas en el negocio veinte años, esas inseguridades deberían de haberse evaporado hace mucho. Otra cosa es que no te guste tu trabajo, o que tu jefe te haga rehacer veinte veces una crónica o que te creas mejor que él, ese ya es otro tema. Tampoco entiendo por qué me tengo que apiadar de un periodista porque le puteen en el curro si no me apiado de mi hermana que trabaja los domingos por la mañana, o de mi mismo que trabajo todos los sábados del año.


                                             (Barba postiza de Miguel, Producto agotado)

Se supone que un blog escrito por un no-profesional no le llega a la suela de los zapatos a una crónica-reportaje o lo que sea, escrito por un periodista ya que el primero se supone que no tiene formación para escribir, su lenguaje no es el mismo y lo que plasma es su opinión sobre una noticia en concreto. Entonces, ¿Por qué se compara lo que dicen en cuento a calidad, lenguaje, etc? ¿Por qué se les tiene tan en cuenta? ¿Será porque la mayor parte de los periodistas que escriben en medios "serios" están acostumbrados a maquillar la realidad para no enfadar a sus anunciantes.amigos.grupos de presión...?¿Qué coño hace un profesional de nivel visitando un blog de un vendedor de ropa? ¿O es que igual los lectores reclaman un poco de honestidad y la encuentran mas en un anónimo que escribe desde la libertad, que le da su bitácora que desde un medio "serio"?

 Insisto, no hay comparación! Es como si Chanel se cabrea porque hay un mercado a unos metros donde también venden bolsos, es como si Gisele Bunnchen ve amenazada su carrera porque Chabelita Pantoja pretende ser modelo, es como si Cuore envidiara las portadas de Vogue España, o al revés, o como si Delfin se cabreara con Ghesquiere...

                                           (Audrey! que te meto con el meshero)

Hay periodistas buenos, malos y regulares y hay blogueros malos, infames y buenos, lo que no tiene mucho sentido es prestar atención a gente que no te gusta lo que dice si no estás dispuesto a oir opiniones que no sean la tuya o que no te molan porque atacan a un conocido tuyo, cliente o anunciante. Lo sencillo y lo mas práctico es no leerlo o ignorarlo, no darle importancia ya que si se la das, lo que vas a conseguir es aumentarle las visitas, el ego y en algunos casos el bolsillo.


Ah si, se me olvidaba, que retomo el blog después de dos años, porque me da la gana, porque no hay nada sucio detrás, porque no hay ninguna pretensión ni nada oscuro detrás. Bienvenidos todos, y no olvidéis que si queréis algo de lo que llevo hoy está Disponible en mi App. 





lunes, 27 de febrero de 2012

Hasta luego.

Hoy es la ultima vez que escribo aquí. La moda ha dejado de motivarme. Creé a Lucio Chiné para evadirme de la realidad, para que él dijera por mi lo que yo no me atrevía a decir no sé si por miedo o por pudor. La realidad es que llevo meses viendo colecciones, semanas de la moda que no sólo no me motivan para escribir, es que me aburren soberanamente. Ya he perdido la cuenta de cuántas veces ha cambiado Nina Ricci de diseñador, no consigo acordarme de ninguna de sus colecciones, todas ellas se mezclan en mi cabeza y no consigo discernir Valentino de Cacharel, y esto a mi antes no me pasaba.

No he visto en todos estos meses ni un solo desfile que me haya puesto los pelos de punta, ninguno me ha hecho vibrar, ni me ha llenado los ojos de lágrimas ante la belleza de las prendas o del lugar de la presentación o la banda sonora, es que ya ni me mosquea. Veo los desfiles, incluyo los de Costura, y ni siquiera me cabrea ver lo que perpetra el alemán en la Casa francesa ni me entristece lo que Doña Tella ejecuta contra la memoria de su hermano.

Podría seguir escribiendo criticando sin piedad el trabajo de otros, en especial a los chicos de MBFWM, también podría seguir desmenuzando cada colección de Marc Jacobs en busca de falsas inspiraciones y reirme de su desfile neoyorkino. Podría seguir adelante haciendo lo mismo que he hecho estos ultimos cuatro años, pero si a mi me aburre imagino que a los que leen esto les parezca un contínuo dèja vu.

Han sido cuatro años muy divertidos, me lo he pasado en grande escribiendo pero no voy a volver a postear aquí sobre nada, hasta que algo relacionado con el mundo de la moda, me vuelva a poner los pelos de punta o me haga llorar de emoción. No es una despedida, no voy a cancelar el blog ni mi cuenta de Facebook. Os doy las gracias a todos por leerme y por pasaros por aquí. Siento que tanto yo, como esta humilde bitácora necesitamos evolucionar hacia algo, hacia algun sitio, no sé exactamente hacia donde, pero me niego a escribir por obligación y desmotivado.

viernes, 10 de febrero de 2012

Alvarno.

La mayoría de los desfiles que he visto en MBFW carecen de una entidad propia e identificable. Al margen de la ausencia de industria que les respalde, al margen de que los puntos de venta brillen por su ausencia o de que la mayoría estén forrados de subvenciones estatales, la realidad es que sus shows no emocionan y el resultado es que uno los ve con desdén y con mucho aburrimiento. Creo que es muy complicado hacer que un desfile de moda sea aburrido, tienes chicas preciosas que parecen princesas, música atronadora y unas gradas llenas de gente esperando por algo emocionante.

La mayoría de los que he podido ver, algunos sentado comodamente, ni me han emocionado ni me han causado ningun tipo de sentimiento, ni bueno ni malo, me han dejado indiferente, de la mayoría no recuerdo ni una sola prenda y de otros he olvidado hasta el nombre. Yo creo que se trata o de una depresión o de falta de Litio en mi organismo.


El entorno donde se realizan los desfiles no ayuda demasiado a distinguir cuál es el desfile de, por ejemplo, Martin Lamothe del de Teresa Helbig. Mismo casting, misma pasarela, casi la misma música, las mismas caras y las mismas CINCO FILAS vacías de bloggers con su nombre puesto en un cartel que ni siquiera se molestaron en llamar para decir que no iban a madrugar para ocupar sus asientos la mañana siguiente a los fiestones que hay la semana de desfiles... imagino que estarían haciéndose fotos en el Retiro. Si Pedro Mansilla, Juan Belmonte, Ana Ureña o la musa de este blog Julia Martínez madrugaron. ¿Por qué tú no?.¿Cuál es tu papel exactamente en este tinglado para hacer ese feo?.


Harina de otro costal es acudir a la Casa del Embajador de Francia para ver el desfile de Alvarno rodeado de Birkins de Hermés, Alaskas y Marios, Alcaldesas, ex-modelos, miembros de la aristocreisy española o periodistas de moda de renombre. El desfile de la firma de Álvaro Castejón y Arnaud Maillard es (al margen de los invitados vip, del maravilloso entorno y del increible champán) el evento mas importante de la semana de desfiles cibelinos.


He sido invitado a casi todos sus desfiles y ésta fue la segunda vez que pude acudir. Hasta ahora nunca había escrito sobre su desfile porque siempre me ha parecido que sus colecciones estaban maravillosamente bien confeccionadas y que utilizaban los mejores tejidos pero nunca me habían emocionado. En este desfile para el otoño invierno de 2012-2013, han utilizado los mejores materiales y la mejor costura y han logrado sacudir al respetable con dosis de oscuridad, de imaginación y una pizca de riesgo. Su propuesta tiene el empaque de una colección madura, clásica, elegante, sofisticada, que no necesita de estilismos imposibles para salir triunfante.

Han conseguido no sólo emocionarme sino volver a creer que la moda española puede ser creativa sin ser mamarracha y creo que han conseguido contagiar ese entusiasmo a las modelos y a los que allí estábamos. Por fin han hecho un desfile con fuerza, arriesgando sin tener que tapar la cara a las modelos ni con chaquetas con cuatro mangas. Su propuesta es seria, real, en la que hay ropa de día, de cocktail, vestidos de noche y unos joyones impresionantes amén de unos abrigos ( si, había abrigos, toda una novedad en los desfiles de este invierno) de piel increibles gracias a su colaboración con otro grande de la moda española como es Santiago de Palacio (el peletero de Julia) que puede hacer casi cualquier cosa con el astracán, el zorro o el visón. (Es difícil hacer un desfile de pieles sin caer en los tópicos, el señor de Palacio consiguió ensombrecer hasta los de Fendi).


Ninguno de los dos tienen edad para reforzar sus colecciónes con elementos que ocuparían un pequeño espacio en nuestros medios de comunicación, ninguno de los dos son enfants terribles y ninguno de los dos tiene pájaros en la cabeza a la hora de mostrar sus colecciones. Por supuesto que el lugar del show ayuda, suma unas notas de glamour, pero todos sabemos que si debajo de todo eso no hay nada que mostar el desfile no llegaría a donde tiene que llegar.


Desconozco si los Alvarno tienen muchos puntos de venta dentro del país o fuera, no sé si tienen una extensa clientela, si su empresa está saneada económicamente o si reciben algun tipo de ayuda. Lo que si sé, es que han empezado a construir su casa con los cimientos que dan la experiencia de años de trabajo en el mundo de la moda y la sabiduría de quienes saben que no sólo un entorno adecuado, un buen champán y la mejor agencia de comunicación aseguran el éxito o la estabilidad en un negocio, el de la moda en España, sujeto a los vaivenes económicos y políticos.

lunes, 23 de enero de 2012

Señoras, señores; La Barquilla.

  Conocí a  Helena Barquilla a mediados de los 90's cuando era la reina indiscutible de los desfiles de la pasarela madrileña. Creo que en una semana de desfiles ella era la estrella en todos y cada uno de los sahúmos, de la mañana a la noche. Colándome en el backstage conseguí verla en su cabina mientras se arreglaba tras un desfile de Roberto Verino en el que ella y el resto de las modelos portaban unas enormes pelucas con mariposas en el pelo. Le confesé mi admiración mas profunda, ella me dio dos besos y me regaló su foto que colgaba en su burro. Al día siguiente los chicos de seguridad no me dejaban pasar al backstage y ella me coló como si fuera alguien de su familia. Quise preguntarle miles de cosas, escuchar sus historias de moda y ver cómo se preparaba para salir a "escena" pero la falta de tiempo y mi "acojone" me lo impidieron. Hoy muchos años después, la red nos ha unido.


Helena Barquilla me ha concedido una entrevista en exclusiva después de varios intentos fallidos. Sus abogados, managers, personal assistans, maquillador, peluquero y su tarotista han dado el visto bueno a esta serie de preguntas inconexas y sin sentido. Señoras, señores, con todos ustedes, Helena Barquilla, una mujer que forma parte de nuestra cultura de moda, alguien que representa mas para la moda española que muchos de nuestros diseñadores.

Lucio Chiné. -¿Cómo fueron sus comienzos en el mundo de la moda?.

Helena Barquilla: "Vi un desfile de Manuel Piña y caí cautivada por el despliegue de belleza que tuvo lugar aquel día, que grandioso espectáculo!!!!.. Desde ese momento supe que quería ser modelo".

Lucio Chiné. -¿Cuándo decidió salir de España a probar fortuna?.

 Helena Barquilla: "Al ver que en el país no tenía muchas posibilidades, mi look gustaba más fuera que aquí, los mejores trabajos que conseguía en España, solían ser para clientes extranjeros. La agencia que tuve al principio no me movía mucho, además, ni me pagaban los trabajos que hacía. Hasta que conocí a Natacha, mi agente durante años, quien me dijo nada más conocerla: "niña tu tienes que irte fuera"..y con 18, así lo hice. En pocos meses ya estaba trabajando para Dior y para algunas revistas francesas".



Lucio Chiné.-Ha desfilado para los mas grandes, cuando usted comenzó a trabajar todavía trabajaban los mas grandes que revolucionaron el negocio ( Thierry Mugler, Montana, Yves Saint Laurent...) y vivió el tránsito a hacia los nuevos diseñadores (Mcqueen, Galliano...). ¿Qué diferencias observó entre unos y otros a la hora de trabajar?.

Helena Barquilla: "Cada diseñador tiene su estilo personal y visión propia de moda, unos eran más meticulosos y otros más creativamente caóticos. Los genios no suelen ser parecidos, cada uno tiene una visión diferente de las cosas, por ello su estilo personal se identifica enseguida. Los nuevos diseñadores de la moda, llegaban con mucha pasión, muy libres de prejuicios e ideas revolucionarias, eran imparables".


                                    
                                          (Barquilla era una de las modelos fijas en los desfiles de Ferré para Dior).

Lucio Chiné.-¿Cuando usted y el diablo pactaron que nunca envejecería, qué le pidió a cambio?.

Helena Barquilla; "Jajaja!, Envejecer es irremediable, un proceso natural por el que pasamos todos, ni el pobre diablo tiene el poder de cambiar eso.. si que cuando uno acepta ese hecho y es capaz de apreciar y disfrutar las pequeñas cosas del día a día, se reconcilia con su pasado, deja la mente abierta al cambio, el cuerpo activo y hace lo que le gusta... uno envejece agradecido y eso se nota en muchos aspectos".



                                            (Una de sus portadas para Vogue Alemania).

 Lucio Chiné.-Usted es respetada en el mundo de las modelos. ¿Cree que es por no haberse sobre expuesto, por no salir en el Hola! o porque amaba su profesión  y se la tomaba en serio?.

Helena Barquilla: "Por lo segundo, amaba mi profesión!. Se notaba que la disfrutaba muchísimo".

Lucio Chiné.-Ha desfilado en la ultima edición de Cibeles para Francis Montesinos. ¿Alguien le obligó a pesarse antes de entrar en Ifema?. ¿Qué le parece esta caza de brujas sobre la delgadez de las modelos?.

 Helena Barquilla; "Nadie me obligo a pesarme en esta ocasión.. A mi me parece bien lo del control del peso, la extrema delgadez que hemos presenciado en las pasarelas me parece triste y nada sana.. para mi esta muy lejos de ser bella.. y que conste que yo soy de constitución delgada y se hay gente naturalmente muy delgada.. pero son una minoría, muchas de las chicas que desfilaban estaban obligadas a pasar hambre. Me parece que esos ideales de belleza son una forma de ver la vida toxica".



                 (Fija en los desfiles de los 90's de Claude Montana también protagonizó campañas como esta).

Lucio Chiné.-Me encanta que vuelva a Cibeles de vez en cuando a alegrar un poco la grada. En la época que yo empecé a ir a Cibeles cada vez que usted salía a la pasarela la gente se volvía loca, los fotógrafos se volvían locos y Cuca Solana se celaba.

Helena Barquilla: "¿Cuca se celaba?, gracias me alegro que le encante verme en Cibeles.. no creo que Cuca me celase, ella siempre me animaba bastante".


Lucio Chiné.- ¿Echa de menos la pasarela o su vida es mas plena ahora que cuando trabajaba como modelo?.

Helena Barquilla: "Echo de menos la pasarela sin duda ahora y lo seguiré haciendo cuando tenga 80!.. amo estar en ella, no sabría explicar el por que pero así es. Mi vida ahora es más plena que la de entonces en muchos sentidos pero los momentos sobre una pasarela son de los mejores de mi vida".

                                         (Musa de Ferré aquí junto al creador y Kristen Mcmenamy).

Lucio Chiné.-Gracias a Dios que no quiso ser actriz, pero usted es de las pocas, osea la única, que sale en Prêt à porter de Robert Altman vestida de Vivienne Westwood. ¿Fue tan caótico el rodaje como parece en la película?.¿Cómo lo recuerda?.

 Helena Barquilla:"Pues siento decir que en mi caso yo he querido ser actriz antes de ser modelo, lo que pasa que lo de modelo sucedió de forma muy rápido e intensa y luego cuando me quería retirar deseaba alejarme del ojo publico a toda costa... y dejé a un lado esa vocación de actriz.. en estos momentos después de realizar un corto me he dado cuenta que necesito atender esa parte de mi para sentirme totalmente plena.

En la película de Robert Altman. El rodaje.. si fue un caos fascinante.. imagínate estar en la misma habitación con la Sofia Loren y Mastroianni entre otros de los grandes, inolvidable!".


Lucio Chiné.- Thierry Mugler contaba con su contoneo casi en cada desfile que hacía, ¿cómo fue aquella caída en su show en la que terminó usted gateando?.

Helena Barquilla:" Improvisación total!, pusieron unos módulos pequeños en medio de la pasarela que no sabia estaban, pase un buen susto pero como el vestido caucho al estilo amazona futurista no daba para levantarme ni moverme.. no había otra alternativa que arrastrarme.. como era un look muy teatral le puse una nota de imaginación y .. humor .. siempre humor, resulto un éxito al final."


                                    (La Barquilla sabe cómo resolver una caída en una pasarela).

Lucio Chiné- Recuerdo un documental sobre  John Galliano en el que el explica cómo desarrolla sus colecciones a través de un vestido de lamé dorado que usted llevó en su desfile.¿Cómo era trabajar con él, las instrucciones que os daban eran precisas o había sitio a la improvisación?. (Podéis ver el vídeo del desfile aquí, ella sale a partir del minuto seis, por cierto que el show es una maravilla).

Helena Barquilla; "Es mi diseñador favorito.. era fascinante estar con él.. disfrutaba impulsando que la personalidad de cada modelo dieran vida a sus diseños.. a mi me daba los que requerían contoneo y bastante movimiento, me pedía exagerase un poco mi estilo propio, te explicaba además el porqué, que quería transmitir con ellos...,tanto disfrutaba el con toda la puesta en escena que te contagiaba su pasión y alegría. Siempre ha sido adorable conmigo y las demás modelos".

                                                          (Campaña para Escada).

Lucio Chiné-¿Qué le falta y qué le sobra a la moda española?.

Helena Barquilla: " Le falta que en este país se invierta en desarrollar e impulsar la creatividad de su gente, le falta que perdamos el miedo a ser diferentes, a ser innovadores y a crear un suelo sólido donde el diseñador se sienta apoyado e impulsado a ofrecer su creación y que eso llegue a convertirse en una industria próspera. Que perdamos ese sentimiento de inferioridad ante lo parisino o lo newyorkino que le pone freno a nuestra originalidad. Le falta un nuevo recinto ferial, más agradable y luminoso, más apoyo de los inversores privados.. más apoyo mediático".


Lucio Chiné.-Luis Venegas y José Miró me han contado que usted les colaba en el backstage de Cibeles. Una vez lo hizo conmigo. ¿Se portaba tan bien con sus fans por vanidad, por generosidad o por soliradidad?.

Helena Barquilla; "Porque me encanta la gente que siente pasión por las cosas y como ellos estaban siempre allí con esa sonrisa y ese hambre por formar parte de ese mundo.. que menos que abrirles la puerta.. a mi me la abrió Manuel Piña y después de vivir algo asi, sabes lo mucho que se puede aportar a alguien, haciendo muy poco, y además, para mi era también una ráfaga de aire puro estar con ellos y no con algunas personas que andaban por allí con cara de aburrimiento".




Lucio Chiné.-Ha trabajado con grandes fotógrafos de aquí y de allá incluido Steven Mesisel. ¿Tiene el pelo tan liso como parece?.

Helena Barquilla:"Pues si, si que lo tiene y siempre va con su gorrito.. es bastante misterioso el Meisel.. alguien fascinante.. un gran genio".


                                    (Vestida de Chanel con Megan Douglas y Susan Holmes para los almacenes Saks).


Lucio Chiné.-Usted fue la primera top española que trabajó con Prada casi en los comienzos de la firma junto a Megan Douglas y Shana Zadrick. ¿ Se inmiscuía Miuccia en el proceso creativo?.

Helena Barquilla: "Pues..no recuerdo que estuviese en la sesión de fotos. Si que aquel trabajo conseguí una de mis mejores fotos".


                                           (La campaña que fotografió Steven Meisel para Prada en 1992).

Lucio Chiné.- Yo en Cibeles siempre he bebido mucho, se sirve tanto alcohol para hacer mas llevaderos shows infumables?. Francis Montesinos me respondió a esta pregunta diciendo que "si no sería que yo me apuntaba a todas".

Helena Barquilla; "Tanto alcohol..umm no se!. Bueno me imagino que por que las marcas de alcohol subvencionarán algo y por que en todo espectáculo cultural suele estar presente el alcohol. Creo que se deberían volver a ofrecer los desfiles en lugares agradables y con encanto... les daría una nota más emocionante".


Lucio Chiné.-¿Alguna vez YSL le puso su famoso collar en forma de corazón?. ¿Ha estado en la exposición sobre su carrera en la Fundación Mafpre?.

 Helena Barquilla;"No, nunca me lo puso, no he podido asistir a la exposición".



(Helena y una de las modelos fetiche de Saint Laurent, Katoucha, en uno de sus desfiles de Costura demostrando que el color blocking no es tendencia de hoy).

Lucio Chiné.-¿Nunca desfiló para Chanel?.

Helena Barquilla:" No, en un fitting de Chanel Alta Costura me despedÍ diciendo adiós, sin darle un beso a Karl, no me di cuenta!. Se molestaron!. Al día siguiente me habían anulado el desfile. A ver, yo suelo ser afectuosa con todo el mundo, siempre suelo dar las gracias, aquello me pareció excesivo, vamos... lo fué".


Lucio Chiné-¿Cree que si Manuel Piña hubiera nacido en París y se hubiera llamado Monsieur Pigne estaríamos hablando hoy sobre su posible sucesor en su casa de costura?.

Helena Barquilla:"Por supuesto que si, sería una gran maison, no se por que en España no cuidamos y defendemos lo nuestro como hacen los ingleses y franceses.."



(Pocas son las que pueden presumir de haber agarrado del brazo a un ex-novio de Madonna. Helena y Tony Ward en un desfile de Gaultier de 1991).

Lucio Chiné.-¿Sigue jugando al baloncesto?.

Helena Barquilla:"No pero hago mucho ejercicio, tengo mucha energía y la necesito descargar físicamente, me siento activa ,saludable de buen humor cuando lo hago y me relaja muchísimo. Lo que mas me gusta es subir montañas y bailar hoy en día."

                                                             (Vivienne Westwood).


Lucio Chiné.-Daria Werbowy ha dejado de desfilar a los 28 años, al igual que usted hizo, facturando tres millones de euros. ¿a usted le pasó lo mismo?. ¿Se hizo rica?.

Helena Barquilla:" No en mi caso, en aquella época solo las super tops se hacían millonarias, yo quizás podría haberlo sido de ser mas materialista pero, tengo alma de artista".

Lucio Chiné.-En un mundo donde lo que mas se valora es el físico dedicarse a algo mas espiritual ha sido una válvula de escape o usted no necesita escapar de nada?.

Helena Barquilla: "Ya procuro no me escaparme de nada, me he dado cuenta que de lo que uno escapa le quita a uno energía y al final siempre termina teniendo que enfrentarse a ello. Lo espiritual siempre ha sido una inquietud en mi desde niña.. leía libros de ese tipo ya a los 11.. no veo la separación entre lo espiritual a un lado y lo mundano y lo físico a otro... esos aspectos los veo integrados en la vida, todo depende lo que hagamos con las cosas y por qué lo hacemos, si se hacen con amor, para mi eso es espiritual".




Lucio Chiné.-Usted vivió  en primera fila el fenómeno top, compartía escena con todas ellas incluso antes de que ellas hubieran llegado, ¿qué cambiaron ellas en el mundo de las modelos?.

Helena Barquilla:" Yo cuando llegue a París la mayoría de ellas ya estaban, la Schiffer ya hacia un par de años que estaba en Chanel, Naomi y Linda ya eran tops.., ha habido desde hace tiempo un poco de confusión con mi edad, y con la época en la que trabajé que aprovecho para aclarar; he sido modelo de los 90, comencé profesionalmente en el 89, hoy tengo 40.
En el momento que llegue se producía un gran cambio, las modelos de fotografía se subían a la pasarela con las grandes maniquíes de todos los tiempos, era curioso verlas juntas, a mi me pareció todo muy enriquecedor. Las unas eran elegantísimas, exóticas y caminaban de ensueño, las otras eran guapísimas y muy sexies, al final éstas últimas fueron las que se convirtieron en Top Models y cambiaron por completo el papel social de la modelo, se convirtieron en las grandes personalidades mediáticas del momento tomando el lugar que solo las grandes actrices ocuparon antes. Llegó hasta tal punto la fama de ellas que a veces la gente iba a los desfiles por verlas a ellas y no ya tanto por la ropa. En fin fue un fenómeno muy interesante".




Lucio Chiné.- Llegó usted incluso a desfilar para Victoria´s Secret. ¿Eran tan espectaculares sus shows en esa época?. ¿Le pusieron alguna vez una de esas alas enormes?.

Helena Barquilla:"Nada de alas, el que yo hice fue el primero y fué austero comparado a los de ahora. Recuerdo la sala estaba llena de hombres de negocio.. Me llamó bastante la atención .."


(Pocos editoriales de moda pero jugosos, éste es de Vogue Alemania con Wallis Franken, top model los 60's y 70's y esposa de Claude Montana, y Megan Douglas).

Lucio Chiné.-¿Cree que es justo que Elio Berhanyer termine su carrera en la ruina empresarial?.

Helena Barquilla:"Me entristece y me parece absurdo que un genio español de la embergadura de Elio se ve en esa situación, es una pena que España sucedan esas cosas... espero que comencemos a cuidar y amar lo nuestro pronto".

Lucio Chiné.-¿Le han ofrecido volver a desfilar en París?.

Helena Barquilla:" Si, hace un par de años, me trataron como a una reina, fue para el desfile de Alta Costura de Franck Sorbier, me alegro mucho sentir el cariño de la gente allí tambien.

Lucio Chiné.-¿A qué modelo y diseñador admira Helena Barquilla?.

Helena Barquilla:"Modelo, la que mas Linda Evangelista ha sido inigualable, camaleónica como nadie y La Bündchen. No he visto una belleza mas impactante en el mundo de la moda que la suya.
Diseñadores a muchos, si que John Galliano es mi favorito".

Lucio Chiné.-Judith Mascó, Celia Forner, Cristina Piaget, Inés Sastre y usted formaron un grupo de modelos españolas de éxito.¿Tiene contacto con alguna de ellas?. La Mascó protagoniza el spot de Ferrero Rocher.

Helena Barquilla;" Con Cristina Piaget si, la adoro".

                                                   
                                                  (Falta la Piaget, pero la foto es icónica).

Lucio Chiné.-¿Qué siente cada vez que vuelve a desfilar en Cibeles y que veinte años después sigue Cuca Solana allí, inmutable en tiempo y espacio?. ¿Cree que vive allí entre feria y feria?.¿Cree que es inmortal?.

Helena Barquilla:"Admiro a Cuca como mujer y por su labor de impulsar la moda en España durante tanto tiempo..."

lunes, 16 de enero de 2012

Golden, como las manzanas.

Hay un mal peor en el mundo de la moda que la aparición en escena de los egobloggers. Las alfombras rojas han dejado de ser una exhibición del poderío de los grandes holdings de moda para publicitar sus firmas y han caído en el tedio mas absurdo y en una exhibición sin pudor de joyas de un millón de dólares y liftings de medio.

Yo ya he hablado aquí varias veces y he abominado otras tantas contra las alfombras rojas. Hasta hace no mucho, en concreto hasta mediados de los 90's, las alfombras sólo servían para no ensuciar el parquet de tu casa y le daban utilidad a los aspiradores. Las actrices compraban vestidos mas o menos elegantes para acudir a los Oscars asesoradas por algún amigo marica o por algún dependiente ídem. Todos recordamos apariciones de Alfombra Roja completamente absurdas que a la vez se convirtieron en icónicas. El legendario "mal gusto" de Kim Bassinger de Geena Davis o de la mismísima Madonna no hacía mas que hacerlas mas inaccesibles y mas estrellas. Ahora las estrellas parecen sólo estar preocupadas por estar guapas y encabezar listas.



Giorgio Armani, pionero en vestir a actrices y actores, consiguió que Jodie Foster pareciera femenina y que estuviera guapa desde la contención. Jean Paul Gaultier consiguió que Madonna se convirtiera en un icono de la moda y el increíble, fantástico y supertalentoso John Galliano consiguió que las miradas se dirigieran hacia Nicole Kidman y no hacia su famosísima esposa, con aquel increible vestido verde de inspiración China que llevó a la Gala de los Oscars de 1996 y que pertenecía a la primera colección que Galliano realizó para la añeja casa de costura francesa Dior, ahora en sus horas mas bajas.



La carrera por vestir a famosas ha sido frenética e histérica en la segunda mitad de los 90's y en lo que llevamos de siglo. Hemos sido testigos atónitos de auténticas locuras estéticas que, personalmente, me divirtieron durante una época y,, que han dejado de hacerlo desde la llegada a escena de las nuevas estrellas femeninas del Pop actual, que parecen estar desesperadas por llamar la atención de una prensa generalista y de moda, ávida de crear listas absurdas, de quién va bien vestida y quien no, completamente dirigidas por la publicidad que los holdings de moda insertan y pagan en sus respectivas publicaciones tanto en prensa física como en la red.


Escote corazón, palabra de honor, drapeados, cola de pez, bordados, prótesis mamarias, tul, satén, corte imperio...el vocabulario es siempre el mismo e igual de aburrido. Las actrices se dejan empaquetar y enfajar para conseguir...bueno, no sé exactamente qué quieren conseguir en estos momentos. A mi me parece que van todas igual vestidas, parece que no hay lugar ni para la disidencia, y no hablo de Lady Gaga, ni para la elegancia, el glamour y la NATURALIDAD.

jueves, 15 de diciembre de 2011

Trazando una estrategia.

Estoy trazando una estrategia con el fin de que a este humilde blog y por tanto al que escribe, tenga por fin un sitio, aunque sea chiquitito, en el fabuloso mundo de la moda de este país. Made in Spain.

Mi estrategia consistirá en los siguientes puntos, que se resumen en uno, alabar a todo lo que huela a poder.
  •  Alabaré a cualquier diseñador que tenga; una pasarela, aunque su desfile sea compartido y sus prendas estén confeccionadas sin patrón, sin estrategia comercial, sin pudor, sin ganas, sin escrúpulos o con subvenciones.
  • Moriré por estar con un jefe de prensa que, aunque tenga la experiencia de una lagartija en las relaciones públicas, sea capaz de juntar en un mismo lugar a las mas famosas egobloggers, con sus cabecitas ladeadas y sus manos sujetando las mismas, con sus borsalinos y sus canotiers, sus medias de rejilla y sus shorts tuneados.
  • Alabaré el trabajo de Modesto Lomba, aunque este no me guste una mierda, pero Le President es Le President. Consideraré que sus creaciones "contienen la pureza de líneas de Balenciaga", que "su paleta de colores es digna de los mejores tiempos de Yves Saint Laurent" y que "su maestría al mezclar los cuarenta con la cultura pop". Aunque piense que la posguerra española y los chicles no casen muy guay!.
  • Sonreiré así :) cuando alguien me pregunte que me parece la ultima cole de Juana Martín, la auténtica estrella de CMFW, y declinaré dar mi opinión para no mojarme demasiado con el fin de que la siguiente edición Juana o su equipo se mosqueen con un servidor y no me inviten a conocer de cerca y en el backstage, los entresijos de los hilvanes de las prendas de la cordobesa.
  • Sortearé algo absurdo en mi blog, unos calcetines, unas morcillas de año, un jamón, un champú en mi blog, que previamente alguna marca e ha cedido después de que hablara, bien por supuesto, de las virtudes de la grasa que suelta su morcilla cuando hago cocidito.
  • Utilizaré los diminutivos -ito, -ita, sin control y sintemordedios cuando el tema sea un poco peliagudo.
  • Diré que Galliano se pasó mogollón con el pueblo judío que tanto ha sufrido a lo largo de la historia.
  • Dejaré de defecar en los baños de Ifema, al lado de grandes creadores como Torretta, y me haré el remolón en los excusados para hacerme el encontradizo con Edu Yanes y sonreirle de forma picarona.
  • Sujetaré a Clara Courel cuando esté al borde del desmayo.
  • Miraré para otro lado cuando me cruce con Jon Kortajarena para resultar ni pesado, ni convertirme en uno mas.
  • Le diré a María Escoté que su colección es digna de una pasarela como la milanesa y que si hubiera nacido en Italia, Francia o EEUU, su trabajo sería portada de Vogue día si y día también.
  • Escribiré en mi blog que Carlos Diez Diez es el Berhard Wilheim español y que Roberto Piqueras le ha arrebatado el puesto de enfant terrible de la moda internacional al mismísimo Jeremy Scott y que si hubiera nacido en EEUU sería portada de WWD.
  • Borraré todos los comments que he escrito de mal rollo en otros blogs criticando sin control a todo el mundo para que mis palabras no me comprometan.
  • Seguiré a Charo Izquierdo de Yo Doña en twitter, en los eventos y hasta al baño y dejaré de llamar a Yo Doña, y empezaré a llamarla,Yo Señora. 
  • Intentaré que los de H&M me inviten a una de sus presentaciones sólo para bloggers y con el tiempo me den una chapa para accder a sus ventas especiales.
  • Diré en mi blog que "gracias a H&M el lujo se ha democratizado y que ansío ver una cole de los suecos en colaboración con Roberto Verino".
  • Diré que Marie Claire es una revista "comprometida" con las causas sociales, diré que Joana Bonet es laannawintourespañola y que Melania Pan es un apoyo incondicional para la moda española.
  • Mentiré a diario.
  • Colaboraré junto a mi "pandilla bloguera" en vídeos caseros sonrojantes con canciones de Beyonce o de las Spice Girls.
  • Compraré ropa de diseñadores españoles y me la pondré para acudir a sus desfiles, piezas claves que no sólo llaman la atención sino que se noten que son del diseñador en cuestión.
  • Babearé, perseguiré, le juraré amor eterno a alguna chunga que posea un blog en alguna revista y por supuesto apoyaré sus gritos, amenazas y malos modos sólo para no caer en desgracia.
  • No beberé ningun cocktail en el Kissing Room para tener la cabeza fría y hacer contactos interesantes y que no se me vea muy pedo cuando me acerque a Juana Martín para felicitarla por su trabajo.
  • Renegaré de todos mis amigos.
  • Dejaré de decir lo que pienso.
  • Me haré una limpieza de cutis y dental, para salir guapo y lustroso en las fotos cuando me inviten, junto a otros bloggers, a descubrir la colección de invierno, con dos meses de antelación antes de que salga a la venta, la colección de Kling.

Seguramente, con el tiempo, y después de muchos esfuerzo consiga que Paula Echevarría ponga el link de mi blog en el suyo y probablemente consiga entrar el primero y me dejen comprar con un 20% de descuento alguna camisa cien por cien polyester de la próxima colección de Marni para H&M, e incluso consiga salir de refilón en el photocall junto a Carmen Lomana para que me vea mi madre en las noticias de Antena 3. Seguramente con el tiempo, y a fuerza de tragar mucho, consiga un miniempleo haciendo lo que mas me gusta, destripar autfits de las selebritis y me deje la vista buscando en internet de quién es el vestido que le han prestado a Rachel Bilson.

    miércoles, 2 de noviembre de 2011

    Louis Vuitton 1996

    En 1996 Louis Vuitton con motivo de la celebración del 100 aniversario de la lona Monogram, invitó a varios diseñadores a reinterpretar, a través de un bolso, el espíritu de la firma. Vivienne Westwood, Helmut Lang, Azzedine Alaia, Sybilla, Manolo Blahnik , Romeo Gigli y Isaac Mizrahi.

    Vivienne Westwood diseño una especie de riñonera de lujo que se llevaba en el trasero, en esa época la impulsora del punk, resaltaba en todas sus colecciones el culo y el pecho, mediante postizos realzaba esas partes del cuerpo femenino con prótesis, cortes y patrones.


    Helmut Lang, uno de los mejores minimalistas de los 90's fue el que mejor plasmó por donde iban los tiros y diseñó un baúl para diyeis. Un diseño muy cool que tiene hoy mas sentido que en 1996.


    Azzedine Alaia convirtió el atillo de los vagabundos en una bolsa de lujo sexy. Atada con piel de leopardo nuestra Ana Obregón lució en la época hasta la saciedad. He intentado a través de Twitter que Ana le hiciera una foto y me la enviara pero fue imposible. Lo único que sé es que lo conserva.

    Manolo Blahnik diseñó una especie de baúl ovalado muy chulo que no se sabe si fue diseñado para transportar sandalias o alcohol.

    Romeo Gigli, un diseñador italiano muy carismático que los avatares del negocio relegaron a un segundo plano, realizó esta mochila, que por momentos parece un balón de fútbol pinchado, uno de mis preferidos y uno de los diseños mas fieles al espíritu del diseñador.



    Isaac Mizhari no se comió micho la cabeza y optó por la opción mas fácil, obviar al homenajeado y presentar el modelo transparente que aunque no es muy original fue muy copiado por otras firmas.
     De todos, mi preferido es el diseño que nuestra Sybilla, una de las mejores diseñadoras de todos los tiempos,ideó para la casa, un diseño que no sé si será funcional pero por lo menos es original, divertido y muy muy práctico. La mochila con paraguas con el estampado de la casa hizo suspirar en la época hasta a la jovencísima Carolyn Murphy.



     Imagino que en esa época ya estarían desde LVMH buscando al nuevo director creativo para lanzar al mercado la colección masculina y femenina de prêt à porter. Lanzando de nuevo al mercado la lona Monogram creada por el señor Vuitton un siglo antes volvían a situar en el mercado a una de las firmas mas representativas del lujo y el poderío económico. Ligado a los viajes desde su creación a finales del siglo XIX,

    Eligieron a Marc Jacobs, que ya había trabajado para Perry Ellis como director creativo y consiguió que todo el planeta volviera su mirada a una firma que languidecía a principios de los 90's. Consiguió Jacobs con esa colección llevar la moda de la calle a la pasarela, aún recuerdo a Naomi Campbell con dos mariposas de papel en el pecho contoneándose con una pamela enorme. El grunge encumbró a Marky en el Olimpo de la moda gracias a un golpe de efecto que le proporcionó un montón de publicidad gratuita. El triunfo de la mediocridad ponía su maquinaria en marcha.


    Siempre pensé que la línea de Louis Vuitton de prêt à porter desbancaría a Hermés como símbolo de lujo extremo, de elegancia atemporal, de artesanía, modernidad y tradición. Las primeras colecciones de Jacobs para Vuitton ya adelantaron por donde iba a ir la estrategia de la firma. Al igual que con su propia firma la esquizofrenia estilística se apoderó ya en aquellas primeras colecciones que un día eran profundamente minimalistas y a los seis meses no sólo volvían su mirada hacia el maximalismo sino hacia el barroco, que por momentos parecía que Desigual se había fumado un par de porros con Narciso Rodríguez en presencia de Giorgio di Sant´Angelo.

    Una cosa está clara LVMH ha conseguido gracias a Marky resituar a Vuitton en la órbita de las firmas mas deseadas, copiadas e identificables del panorama, aunque por el camino han conseguido que Kate Moss, en su ultimo desfile, parezca Po Zi .

    miércoles, 19 de octubre de 2011

    Envidiosa.

    De los creadores de "Acreditados en CMFW", de los productores de "Tu a la Valencia Fashion Week y yo a los MTVMA", del aclamado director de "Arrástrame a un evento canapero" llega el fenómeno de la temporada, "Bloguea que algo queda".

    La industria de la moda hace ya años que ha absorbido el fenómeno blogger. Desde su nacimiento, la maquinaria de la moda se puso en funcionamiento para que las bitácoras de la gente anónima que posteaba sobre un desfile, sus estilismos y hasta sus recetas de cocina formaran parte del negocio. Como en la vida real unos triunfaron y en menos de tres años se hicieron imprescindibles en cualquier fiesta, evento, desfile o apertura de sobre que alguna marca conocida o no pusiera en los buzones de entrada de sus correo electrónicos, publicidad gratuita de la que uno se fía porque viene de un "consumidor objetivo".


    Todos hemos recibido a lo largo de estos años de vida on line, invitaciones mas o menos acertadas para que escribiéramos sobre marcas de todo tipo. La semana pasada una firma que fabrica y distribuye calcetines me escribió para decirme lo mucho que admiraba mi blog y lo mucho que les gustaría que escribiera sobre las virtudes de sus ejecutivos antibacterianos. Obviamente la marca desconoce el tono de este blog y la mala uva del que escribe. Primark me invita a la apertura de su nueva tienda en Málaga y , si quiero, puedo invitar a quien quiera.


    El fenómeno es real y hace mucho que llegó a la calle, hay gente que consulta blogs de street style para copiar el look de Anna Dello Russo o de Giovanna Bataglia, looks completamente incopiables si llevas una vida normal, decente y ordenada. A ellas la red les hizo mas famosas por lo que llevan que por su trabajo como estilistas de moda. Yo sigo la moda con devoción y me hacen gracia los vestidos imposibles de llevar al Mercadona de Anna, pero como soy inteligente y tengo mas de dos dedos de frente, sé distinguir lo que es moda con mayúsculas y lo que son trapos para almacenar en el armario para ser la envidia de mis amigas en el parque mientras nuestros retoños juegan en los columpios.Tenéis que saber que hay gente que consume Moda y que no es inteligente. Esta afirmación completamente nazi y fascista es tan real como la nariz, los pómulos y las domingas de la Prinzesa de Azturiaz.



    La moda de la calle está ahora en manos de esas mujeres que consumen productos sin criterio propio, dirigidas por supuestos iconos de estilo con menos criterio aún. La avaricia y la envidia se han apoderado de la moda. La industria, que es mas lista que el hambre, se ha aprovechado de ello, y ambas partes están sacando cuantiosos beneficios al respecto.
    La combinación estrella de la temporada es; Famosa con blog de moda. no voy a recitar aquí la lista de mujeres de, famosillas, cantantes, supuestas actrices y ex-modelos que se han convertido de la noche a la mañana en iconos de estilo para miles de mujeres del país que suspiran por el vestido que luce Vicky Martín Berrocal!!!!!!???????. Por el amor de Dios!.


    Ella y otras muchas que cuelgan sus estilismos en la red amparadas por alguna revista del ramo, tienen un inmenso poder sobre sobre lo que se van a poner sus seguidoras. Es normal que las marcas le envíen a los "iconos" la producción entera de la temporada. Yo, si presidiera Mango, Zara o cualquier otra firma, procuraría que Paula Echevarría tuviera todas las prendas de mi firma colgadas en su armario. La señora Bustamante, que no es actriz, es un anuncio de ropa que camina, es un fenómeno en España comparable al huracán Kate Moss en el planeta. La diferencia es que la Moss se ha puesto siempre lo que le ha dado la gana independientemente de para quién trabajara en su momento. Ha hecho campañones enormes planetarios para Versace y no se ha puesto en la calle ni una sola prenda de la colección, y seguro que no es ni por falta de medios ni porque desde Milán no le hayan ofrecido toda la colección.


    Paula Echevarría es una chica muy guapa, muy dulce a la que todo le sienta bien, pero, ¿es realmente estilosa a la hora de vestir?. La respuesta es no. No creo que ninguna de ellas, y menos si son modelos, posean eso que la gente llama".Estilo". El estilo se adquiere con la edad después de equivocarse mucho, da igual que gastes tu herencia en Chanel porque eso no te convierte en una persona estilosa sólo en alguien sin criterio y mucho dinero para gastar. Se supone que Charlotte Casiraghi "ha heredado la elegancia de su madre" , aunque para mi lo que ha heredado son sus contactos en el mundo de la moda y la atención mediática que persigue a su familia desde que Grace Kelly llegara al Principado. No es estilosa, es alta, es guapa, está flaca, es hija de Carolina de Mónaco, nieta de Grace Kelly y Karl Lagerfeld le envía ropa para que ésta salga fotografiada en todas las revistas del mundo y la gente muera por sus prendas.



    La envidia, creedme sé de lo que hablo, mueve ahora a las consumidoras de moda que están mas interesadas en tener la prenda que lleva la famosilla de turno, por muy horrible que esta sea, y que la industria les ofrece, a unos precios muy económicos, en bandeja de plástico en sus tiendas.

    martes, 4 de octubre de 2011

    De Gabrielle a Lee.

    Siempre he sido muy fan de los trajes de chaqueta para mujer bien hechos, en su época me encantaban los que hacía Valentino. Creo que es el uniforme ideal para una mujer de cierta edad. Creo que no es adecuado para chicas muy jóvenes, pero me parece el uniforme ideal para mujeres que no quieren llamar la atención pero quieren lucir guapas y elegantes. Coco Chanel creó ese uniforme en el siglo pasado y al igual que los vestiditos negros, ambos se convirtieron en un básico para las mujeres. Chanel los hizo ligeros, en tweed, ribeteados para ser llevados con una blusa ligera, un uniforme que permite libertad de movimientos y que se convirtieron en algo imprescindible para millones de mujeres, copiados hasta la saciedad hasta que todo, mas o menos, cambió en la década de los sesenta.

    Decía Chanel que le encantaba lo que hacía Yves Saint Laurent porque "cuanto mas me imita mejor le va". Yves Saint Laurent cambió el uniforme de las mujeres rejuveneciéndolo y aportando una dosis de fantasía y un buen puñado de realidad callejera. Los trajes de pantalón de Saint Laurent marcaron la época "juvenil" de la moda junto con otros creadores hasta finales de los setenta. Giorgio Armani copió la fórmula del traje masculino de yuppie y lo adaptó para la nueva mujer trabajadora que necesitaba de un disfraz de tiburón para ponerse a la altura de sus colegas de Wall Street.

    Los trajes de chaqueta Armani eran, son y serán sobrios y elegantes pero carentes de sex appeal y hechos casi en exclusiva para ir a trabajar con toda su carga de severidad implícita. Su colega Franco Moschino tuneó trajes de chaqueta para mujeres, con mucho sentido del humor, a las que no les importaba llevar un tenedor o una cuchara dorada a modo de broche, como si fueran una de las camelias de Chanel. Los elementos en ambos casos eran los mismos que había utilizado la francesa años atrás, el continente era distinto pero el contenido era igual.



    Mientras los italianos se hacían ricos exportando ropa a todo el planeta con su nuevo sistema de licencias y gracias a infraestructuras creadas por ellos, el heredero de la mano de Coco Chanel, Karl Lagerfeld, se dedicaba a desestructurar, caricaturizar, ridiculizar y de paso popularizar la prenda mas emblemática de la maison. Thierry Mugler se dedicó en esa época a los trajes de chaqueta hiperfemeninos inspirados en los comics de los cincuenta y en las pin ups. La cintura marcada, los hombros pronunciados y las faldas de tubo, la versión hard core del mítico tailleur revisitado.



    Una vez me dijo una conocida diseñadora que los jóvenes creadores intentaban innovar creando cosas que nadie se va a poner y que sólo pretenden escandalizar a los espectadores, pijamas. Decía que eso era lo fácil, sacar a la pasarela a una modelo semidesnuda con la cara tapada y un cuchillo en una mano acapara seguro la atención de los medios de comunicación cuando lo difícil es hacer un traje de chaqueta como los que hacía Valentino Garavani, perfectos.



    No voy a contar aquí una vez mas, lo mucho que admiro la obra de Alexander Mcqueen, sería aburrido hasta para mi, pero una de las cosas que mas me gustaban de sus colecciones es que siempre en la primera parte de sus shows los trajes de chaqueta ocupaban un lugar destacado, sobre todo en la ultima etapa de su trabajo antes de su muerte. Una de las etapas mas excitantes de los últimos años de la moda que nos ha proporcionado momentos que no vamos a olvidar tan fácilmente. Durante sus años en Givenchy, tal vez obligado por la herencia de la casa o por sus clientas, desarrolló toda esa técnica tan complicada de innovar trabajando sobre los trajes tanto de chaqueta de falda y de pantalón. Si dais un repaso a aquellas colecciones, que han envejecido bastante bien, vereis un montón de blazers con las solapas atravesadas, costuras que desaparecen y bolsillos que caen en picado sobre la cintura.




    Sarah Burton no sólo es la sucesora del puesto de trabajo que Mcqueen dejó vacante tras su muerte, sino que es la heredera natural de su talento y del trabajo de todos estos años. Se nota, en su propuesta para el verano del 2012 que acaba de presentar en París, que no sólo conoce a la perfección, los gustos, las técnicas y el buen hacer de su maestro sino que la evolución con la que siempre nos deleitaba Lee Mcqueen sigue viva en la mano de esta mujer. Los trajes de chaqueta del desfile de hoy parecen salidos de la cabeza del inglés como si se los hubiera susurrado la propia Isabella Blow al oído y parecen a la vez un velado homenaje a aquella primera colección para Givenchy, toda en dorado y blanco, con la que fue recibido casi a pedradas por la crítica en su debut.

    miércoles, 28 de septiembre de 2011

    Insisto.

    Mucho le está costando a los mandamases de LVMH, encontrar un sustituto para John Galliano en la dirección creativa de Dior. Sinceramente me alegro, espero que tras el primer y segundo batacazo que supusieron la colección de Prêt à porter como la de Costura, se den otro igual o mas grande. Lo ultimo es que Mark Jacobs, nuestro Marky, podría estar arreglándoselas para conseguir el mando que antes tuvieron el propio Galliano, Gianfranco Ferré, Marc Bohan o Yves Saint Laurent. ¿Alguien se cree que Jacobs estaría a la altura?. Yo no.

    Reconozco el talento de Marc Jacobs para atraer clientela famosa y su destreza para captar qué y quién está de moda, por supuesto es único mezclando estilos de la calle, ya creados por otros, y trasladándolos a una pasarela, aprecio su sentido de la moda y su sentido del humor, parece que ni el mismo se toma en serio, y reconozco que cuando era mas joven admiraba esa esquizofrenia estilística que ahora mismo me saca de mis casillas (Iker).


    En el hipotético caso de que Marky, por la fuerza del destino, acabara dirigiendo Dior, ¿qué aportaría de nuevo a una casa de Costura con tanta historia y con tantos y tan buenos predecesores?. 


    Christian Dior revolucionó la moda de la época haciendo a las mujeres volver a soñar con el esplendor después de la Segunda Guerra Mundial y cambió la silueta femenina e incluso su físico, imponiendo  una estilo completamente nuevo, Yves Saint Laurent hizo que la casa evolucionara aportándole un grado de juventud, Bohan consiguió popularizar la firma y Ferré la mantuvo con vida cuando la Costura languidecía a finales de los 80's. John Galliano será recordado no sólo por sus grandes shows o por el exceso de maquillaje de sus modelos sino por haber conseguido mover los cimientos de un negocio absolutamente tradicional, desde su base, con un conocimiento exhaustivo de las bases, las técnicas, el funcionamiento y los resortes que hacen que los engranajes de la Alta Costura encajen a la perfección.Triunfó no sólo sabiendo captar la atención de los medios de comunicación y de los compradores sino que consiguió hacer soñar a una generación entera con que los tiempos de la edad de Oro de la Costura habían vuelto.


    Si los rumores se materializan en un contrato para Jacobs al frente de Dior, ¿qué aportaría a la firma?. Él ha sido el encargado de sentar las bases del prêt à porter de Louis Vuitton cuando en 1998 fue nombrado director artístico de la casa y para mi entender lo único que ha hecho es trasladar parte de la"fantasía" con la que "riega" sus efecticistas colecciones para la firma que lleva su nombre sin aportar nada nuevo, ni crear nada significativo. Si eliminas de sus colecciones para Vuitton a la top model rescatada del pasado, le quitas los complementos y te quedas con la colección desnuda, lo que queda es la nadería mas absoluta que es lo que parece que se lleva ahora en el mundo de la moda y en el mundo en general. La nada. Este próximo viernes se desvelará el misterio.